Lo peor

Lo peor no es
el último día
de vacaciones,
ese cuya luz
tiñe las calles
de tristeza,
ese en el que
tu pasillo
parece
el corredor
de la muerte.
No. Lo peor es
que luego
anochece
y amanece
y te bebes
deprisa el café,
subes al bus
que te lleva
al trabajo
y te dejas
arrastrar
por su inercia.
Y una vez
en el curro
no tardas
más de una hora
en reacostumbrarte
a la mierda.

Anuncios

Acerca de ivanrojo

Poemas y relatos. Realismo. Minimalismo.
Esta entrada fue publicada en POEMAS. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s