Higiene personal

Aléjate de los manuales de instrucciones;
suelen estar hechos por y para tontos.
Cuídate de la letra pequeña de los contratos.
Cuídate tanto o más de la letra grande.
Desafía las contraindicaciones de los prospectos.
No leas jamás un programa electoral
sin enfocarlo como un cuento de ciencia-ficción
o como el plan secreto del demonio para someter a la raza humana.
No leas jamás el tablón de anuncios de una oenegé
sin enfocarlo como un libro de autoayuda
titulado Cómo ser un jodido egoísta y parecer un santo.
Desconfía de los defensores a ultranza del derecho a la vida
y desconfía de los defensores a ultranza del derecho a la muerte.
Ignora a los pacifistas y a los belicistas;
unos y otros desconocen la vasta tierra de nadie en que las dos damas conviven.
Que ni la mismísima RAE se permita el lujo de decirte cuál es el significado de las cosas.
Embadúrnate de jabón. Frótate a fondo. Resplandece.
Que las etiquetas resbalen por tu piel limpia.

 

Anuncios

Acerca de Iván Rojo

Poemas y relatos. Realismo. Minimalismo.
Esta entrada fue publicada en POEMAS. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s