Sube al coche

Ven aquí,
siéntate
a mi lado.
Este sitio
viciosamente
circular
al que llaman
Tierra
o Día
está lleno
de locos.
Te lo juro:
Detrás
de cada
puerta
de mi bloque
hay uno.
Es más:
En el sexto bé
todos están
pirados.
Todos.
La familia
entera.
Da miedo
subir con ellos
en el ascensor.
Están locos.
El mundo
entero.
Y sin embargo
son ellos
quienes
me apuntan
con el dedo.
Así que
ven,
ven conmigo,
sube al coche
y quédate
a mi lado
y comprueba
qué se siente
al avanzar
en dirección
contraria
a la que marca
este planeta
enfermo.
Siente
el impacto
de sus cuerpos
contra
el capó
reluciente.
Pulido.
Aerodinámico.
El parachoques
reforzado.
Afilado.
Feroz
como hierro
colado.
Cuchilla
fuerte,
fuerte
muy fuerte
para cortar
este denso
aire
de carne.
Sube.
Es el momento.

Anuncios

Acerca de ivanrojo

Poemas y relatos. Realismo. Minimalismo.
Esta entrada fue publicada en POEMAS. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s